Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más

PUBLICACIONES DEL DIA

Visitas

>POR FAVOR REGISTRE SU BANDERA DE VISITA – PLEASE REGISTER YOUR FLAG - BITTE BESUCHEN - SIE IHREN Flagregister - يرجى زيارة مسجل الأعلام الخاص بك - 請訪問寄存器你的旗幟 - XIN THĂM GHI DANH CỜ CỦA BẠN - 당신의 FLAG를 등록하시기 바랍니다 - VISITATE REGISTRA IL TUO FLAG - S'IL VOUS PLAÎT VISITEZ INSCRIRE VOTRE DRAPEAU - Зареєструйте своє FLAG ВІЗИТУ - Моля, регистрирайте вашия флаг НА ПОСЕЩЕНИЕТО - PER FAVOR REGISTRE SEU BANDERA DE VISITA - Zaregistrujte se svou vlajku návštěvy - Registrer dit FLAG BESØG - Registrirajte svoje zastave obiska - Cofrestrwch eich FLAG YR YMWELIAD - Registre seu BANDEIRA DE VISITA - Παρακαλούμε να δηλώσετε τη ΣΗΜΑΙΑ της επίσκεψης σας - יש לבצע רישום הדגל שלכם ביקור - Regisztráld FLAG látogatás - SILAHKAN DAFTAR BENDERA ANDA KUNJUNGI - VISITのごFLAGを登録してください - Please register vestri vexillum - SILA DAFTAR BENDERA ANDA MELAWAT - Registreer uw VLAG VAN BEZOEK - Vennligst registrer din FLAG BESØKETS - Proszę się zarejestrować flagę wizyty - Vă rugăm să INREGISTRATI steagul VIZITEI - Зарегистрируйте свое FLAG ВИЗИТА - Vänligen registrera din FLAGGA VISIT – กรุณาลงทะเบียนธงของคุณของการเยี่ยมชม - Mangga daptar Bandéra anjeun nganjang - ZİYARET SİZİN BAYRAK KAYIT LÜTFEN - Sicela ubhalise MAKA KWAKHO VISIT - طفا ثبت نام کنید پرچم خود را از این سایت بازدید - Registrirajte svoju zastavu posjeta - कृपया रजिस्टर आपकी यात्रा का झंडा - TABHAIR CLÁRAIGH DO BRATACH FHANACHTA - CLÁRAIGH DO BRATACH CUAIRT - Та нарын айлчлалаас туг Бүртгүүлэх –

SIGUEME EN FACEBOOK

13 de julio de 2017

El DIA QUE GAGARIN LLEGO DEL ESPACIO; Los extraterrestres hablan ruso


Bien mirado, la Vostok 1, no es mas que un pequeño cascarón metálico, una especie de lavadora con alas desde la que, a trescientos kilómetros de altura, Yuri Gagarin mira atónito un mundo azul y casi maldice a sus ojos por tener que pestañear, por hacerle perder durante milésimas de segundo la visión que se muestra ante él, la misma por la que ha jugado su vida a rojo o negro.

Abajo, en la gran madre patria, el azul desaparece, adquiere tonalidades mucho mas grises, en ése momento algunos de sus jefes ya lustran sus medallas y planchan sus uniformes, frente al espejo ensayan la mejor de sus sonrisas y la más dolorosa de sus muecas, que nunca se sabe que deparará el futuro, festival o funeral, cara o cruz, héroe nacional o palmadita en la espalda a una madre desconsolada.

Es lo que tiene, el privilegio de mirar el mundo con los ojos de Dios, una mota de polvo en el aire, que gira y flota consciente de su pequeñez, que en un momento dado tras casi hora y media orbitando el planeta, traga saliva y comienza un descenso en picado desde la negrura, una montaña rusa sin frenos donde el piloto sabe que si algo puede salir mal, sin duda saldrá mal, la ley de Murphy aplicada al espacio sideral.

Cuando los retrocohetes se accionan, la tostada se cae de lado de la mermelada, el destino juguetón decide tocarle las pelotas a Yuri, el módulo de reentrada se queda enredado por unos cables al resto de la nave y comienza a girar como una peonza con un ser humano dentro, a través de la minúscula ventana el sol sale y se pone mil veces en un baile desquiciado mientras las tripas de cosmonauta, presas de la energía cinética a punto están de salir de su cuerpo a dar un paseo, la tierra se hace grande y la atmósfera enciende la nave, el ruso cabalga sobre un clavo ardiendo en caída libre, hasta que los paracaídas frenan el artilugio y se enciende la lucecita indicadora de la eyección, casi sin tiempo para respirar, la catapulta entra en acción y el piloto sale despedido de su coctelera, colgando de un trozo de tela salvador, el primer hombre en orbitar la tierra, al final se posa sobre la llanura siberiana de una pieza, de milagro.

Así, con su mono naranja y su casco blanco, tras un parto complicado, nace un nuevo héroe sobre la tierra rusa, mareado y vapuleado, el hombre de las estrellas consigue ponerse en pie y antes de que lleguen sus compañeros, se encuentra con una campesina que poco sabe de vuelos orbitales.

-¿Viene usted del espacio exterior?

Yuri por un momento duda, aún tiene que digerir lo vivido, por fin contesta.

-Ciertamente si.

Hay que joderse, la mujer alucina, hasta los extraterrestres hablan ruso.

No hay comentarios:

Post Relacionados

PUBLICACONES (POST)

GuayanaViVo

Venezuela_Indigena

La Mano de DIOS con la mano del Hombre; Guayana

GUAYANA_UBICACION

Guayana_Industrial

ULTIMAS PUBLICACIONES DEL DIA